viernes, 9 de septiembre de 2011

Espejismos, de Irene Singer (texto e ilustraciones) y Gabriel Giovanetti (fotografías)

Abrir esta obra y recorrer sus páginas, realmente lo dejan a uno en una pendiente de sensaciones que no son fáciles de compartir ni de describir, quizás respondiendo a la fuerte personalidad de sus páginas, pero más aún, al personalismo de su esencia. Irene Singer escribió e ilustró, sobre fotografías de Gabriel Giovanetti, una historia que nos deja de cara al mundo que no nos apura más de lo que nosotros nos apuramos. Así, Espejismos, nos rebota emociones con mapas, con mares, con soledades, con encuentros de amor, con decisiones, con rostros de ayer y del mañana, con testimonios vivos que aparecen como el abrazo geográfico de una mujercita con ganas de contar la historia de su abuelo para perpetuarla. 

De hecho finaliza con la convicción de la misión cumplida: “Hoy yo escribo esta historia, así como mi abuelo, un día, la comenzó a contar”. Entonces resulta que no hay ancla para ese testimonio, que en formato libro-álbum empieza a ser un poco más de todos, porque los pensamientos y las añoranzas no están hechas de agua ni se detienen en un puerto para siempre.

Es una pieza que se debe bien guardar en las bibliotecas que saben refugiar la memoria, la aventura y las historias, curándolas de la crudeza con la que nos damos el lujo de ser, muchas veces, indiferentes a los orígenes y a la visita que hacemos en vida sobre este planeta.
Singer, Irene; Giovanetti, Gabriel. Espejismos: un cuento en el mar. Bs. As: Calibroscopio, 2011. 38 p.
Disponible en la librería Los Libros del Vendaval
loslibrosdelvendaval@gmail.com


Reseña por Barb Pistoia 






No hay comentarios:

Publicar un comentario